Type what you are searching for:
Síguenos  

7 razones para cuidar el contorno de ojos

cuidar el contorno de ojos

7 razones para cuidar el contorno de ojos

¿Sólo te preocupas de tu mirada cuando tienes ojeras o bolsas?  El contorno de ojos es una de las zonas del rostro que más cuidados requiere, y no basta con ponerte frío cuando las bolsas o las ojeras son excesivas. ¿Crees que exageramos? Sigue leyendo para saber por qué hay que cuidar el contorno de ojos.

La zona del contorno de ojos es una de las grandes desatendidas del rostro. Muchas personas sólo comienzan a preocuparse del contorno cuando su reflejo les devuelve una mirada agotada y apagada.

Nunca nos cansamos de decirlo: prevenir es la mejor opción. Cuidar desde ya tu contorno de ojos contribuye a mantener una mirada joven durante más tiempo. Y es que utilizar una crema para el contorno de ojos descongestiona, estimula la microcirculación y evita que se acumulen toxinas.

Pero, ¿realmente el contorno de ojos necesita todos esos cuidados?

Cuidar el contorno de ojos

Las reacciones más comunes al percibir bolsas y ojeras es aplicar frío, y quizá más maquillaje en el contorno, o achacarlo a una mala noche e ignorar el mal aspecto.

Pero, ¿te has parado a pensar si realmente esto es lo más eficaz? Tienes que entender qué le sucede a la piel del contorno de ojos para poder tratarla apropiadamente. ¡Te lo explicamos!

1.Movimiento Perpetuo:

El ojo necesita una hidratación constante. Esto provoca que parpadeemos unas 10.000 veces al día.

Todo este movimiento provoca la aparición prematura de las arrugas de expresión: las temidas “patas de gallo”. Así que mejorar la elasticidad del contorno de ojos es fundamental.

2. Piel cinco veces más fina:

Para permitir la movilidad del párpado, la piel alrededor del ojo es muy delgada. De hecho, es la piel más fina de todo el cuerpo, por lo que ofrece una pobre defensa ante los daños externos.

3. Área sometida a agresiones:

Al poseer una defensa tan leve, esta zona es potencialmente más sensible a sequedad y deshidratación. A su vez, esto provoca que sea más propensa a cualquier tipo de desequilibrio.

Las cremas especializadas en el contorno de ojos poseen activos para mantener esta zona altamente hidratada.

4. Componentes naturales más bajos:

Precisamente porque esta piel es más fina, contiene niveles más bajos de colágeno y elastina, lo que favorece la flacidez y la aparición de arrugas. Por este motivo, un contorno de ojos requiere activos reafirmantes.

5. El efecto “bolsas”:

Con el paso de los años la flacidez modifica la posición del “septum”; una membrana que contiene los lóbulos de grasa y que, al relajarse, provoca la aparición de las “bolsas”.

6. Rapidez para reflejar desequilibrios:

El área del párpado inferior es casi una membrana translúcida. Por este motivo, cuando los capilares de esta zona se dilatan, se aprecian las ojeras en muy poco tiempo.

7. Pigmentación excesiva:

El párpado inferior está muy expuesto a las agresiones solares, por lo que produce con mayor facilidad un exceso de melanina: el resultado es que las ojeras se vuelven más notorias.

Qué crema elegir para el contorno de ojos

Ahora que ya sabes qué le sucede a la piel del contorno, tienes que tener claro lo que buscas.

Lo ideal es un producto de rápida absorción con una textura de gel o poco grasa. De esta forma, la fina piel del contorno de ojos no se saturará.

Para compensar la falta de colágeno y elastina del contorno de ojos, y prevenir la aparición de bolsas, necesitas un tratamiento rico en activos reafirmantes que estimulen la flexibilidad. De esta forma, tu piel estará preparada para el estrés de los movimientos gesticulares.

Ten en cuenta que una forma de atenuar las ojeras es mejorar la circulación de los capilares del párpado inferior. Por eso, tu contorno de ojos debe tener activos descongestivos y de efecto drenante.

Finalmente, la mejor forma de combatir las agresiones solares y sus efectos es con un producto que también ofrezca protección frente a la radiación solar.

No existen comentarios
Deja tu comentario