Type what you are searching for:

Consejos para rehidratar tu piel

Consejos para rehidratar tu piel

Por estas fechas, tenemos comprobado que muchas sufren el mismo fenómeno:

A pesar de renovar la hidratación de la piel utilizando diariamente cremas y aceites corporales, la sequedad cutánea no se calma.

¿Quieres saber cómo solucionarlo?

Todas sabemos que, tras las vacaciones, nuestro cuerpo necesita un largo periodo de adaptación: hemos abandonado la humedad de la playa para regresar a la rutina y, en muchos casos, al estrés que ello causa.

El resultado perceptible es que la piel se seca y se vuelve áspera por dos razones:

                -la pérdida de hidratación

                -el aumento del grosor de la capa córnea.

La piel necesita defenderse de los radicales libres, y para ello, necesita algo de ayuda.

¿Qué hacer?

De poco sirve embadurnarnos en grasientos hidratantes si lo hacemos de la forma incorrecta.

Más que hidratarnos, tenemos que mentalizarnos de rehidratarnos. Para ello es muy importante dividir nuestra rutina en dos fases:

        Fase 1-Exfoliación:

Exfoliar la piel una vez al mes es inevitable.

El objetivo es deshacernos de toda la piel muerta, que, de no quitarla, impide a los productos alcanzar adecuadamente la zona a tratar.

Fase 2- Rutina de 3 pasos:

Cuando nuestra piel está libre del exceso de capa córnea, llega el momento de cuidarse diariamente. Para que la rehidratación surta la eficacia ansiada, necesitamos esmerarnos, y lo ideal es utilizar 3 protocolos:

1. Sérum Antioxidante:

Estos concentrados devuelven la elasticidad a la piel y actúan en profundidad para iniciar la recuperación cutánea.

Nosotros te recomendamos una selección de sérum de calidad para que realmente notes la diferencia.

2. Crema Hidratante:

Ahora es el momento de utilizar a nuestra favorita. Después de la exfoliación y el sérum tu tratamiento hidratante tiene vía libre para calmar la sequedad de la piel.

3. Factor de protección:

Puede que ya no estemos de vacaciones, pero seguir utilizando el factor de protección antes de salir de casa es muy importante.

Sin él, la piel queda vulnerable, y la eficacia de todo el proceso anterior se ve mermado por el efecto de los radicales libres presentes en el ambiente.

No tienes que entrar en pánico, ¡basta con tratamientos de SPF 30!

Si quieres, puedes echar un vistazo a los protectores solares en los que confiamos.

Como ves, se trata de una rutina muy sencilla que sirve para tratarte todo el cuerpo: desde la cara, donde más notamos enseguida el desequilibrio de la piel; hasta el cuerpo y zonas delicadas, como el pecho.

Desde el Club de las Testadoras te recomendamos que sigas estos pasos para asegurar que tu piel está correctamente hidratada.

¿Tú que rutina hidratante realizas en casa? ¡Déjanos tu comentario!

No existen comentarios
Deja tu comentario